7 de abril de 2012

AVES MIGRATORIAS




Abandonan los muelles
en busca del oro
que oculta la melancolia.
Inmóvil fin del mundo,
rumor de los enanos
barados en alta mar
Tiempo partido en dos,
senderos que se ocultan
detrás de la espesura.
Bandas del cielo
buscando la oración del aire,
puente del coloso,
perfumes agobiados.
Las aves migratorias son mansas,
no buscan, no llaman,
no piden, no tienen,
no saben, no quieren.
Van buscando el mar
en las alturas,
siempre en la misma estación,
incansables viajeras del mundo.
Puro goce del vuelo
inadvertido para mortales,
vagabundos y sumisos,
los que no vuelan.

Lucía Cristina Serrano

1 comentario:

  1. Me gusta tu blog, me hago seguidora para no perderme nada.
    :)

    ResponderEliminar

https://www.blogger.com/blogger.g?blogID=2826493871469319904#postandcommentsettings